Todo el mundo ha oído hablar del malware alguna vez, pero mucha gente simplemente lo confunde con un tipo de software. Y la verdad es que se podría considerar así… Teniendo en cuenta que es un software perjudicial. De hecho, la misma palabra viene de «software malicioso”. Entre nuestras soluciones IT está la seguridad, y no hay semana que no recibamos un correo de empresas que creen que han sufrido un ataque de malware.

El término malware hace referencia a cualquier programa o código que es perjudicial para los sistemas informáticos, que se baja de manera involuntaria y menudo inconsciente, y que tiene la función de secuestrar, dañar o deshabilitar cualquier dispositivo electrónico. A menudo, se crea con la función de obtener dinero del usuario de forma ilícita, ya sea de forma automática o pidiendo una especie de «rescate»; aunque también tiene otras funciones como robar datos, cifrarlos o eliminarlos, alterar funciones básicas de los dispositivos o espiar la actividad del usuario sin el su consentimiento.

Y te preguntarás, ahora que se todo eso, ¿Qué puedo hacer yo para evitarlo? Pues bien, en primer debes tener en cuenta el malware necesita de un componente vital para dañar tus sistemas: tu.

¿Qué tipos de Malware existen?

Hay distintos tipos de malware con funciones diferentes, y conocerlos te puede ayudar a detectarlos mejor para saber por dónde pueden perjudicarte y qué se debe solucionar. Algunos de los más comunes son:

  • Adware: se suele instalar en los exploradores y su función es mostrar anuncios de forma intrusiva y prácticamente sin modo de cerrarlos.
  • Spyware: como bien dice su nombre, espía las actividades del usuario en secreto y sin permiso.
  • Virus: el más conocido, es un malware que se adjunta a otro programa y, cuando éste se ejecuta, se reproduce en otros programas del ordenador, infectándolos con su código.
  • Gusanos: similar a los virus pero se replica por si solo, sin necesidad de ser abierto, y puede escamparse por un sistema de tamaño mayor y causar grandes estragos.
  • Ransomware: bloquea el acceso del usuario a su dispositivo, cifrando sus datos y pidiendo un rescate. Actualmente es de los que están más en auge.
  • Rookit: proporciona al atacante los privilegios del administrador sin que este se de cuenta.
  • Troyano: también muy conocido y de los más peligrosos. Se suele presentar como un programa atractivo o útil, pero una vez en el sistema, los atacantes obtienen acceso completo no autorizado al dispositivo; pudiendo robar datos, instalar amenazas o cualquier otro tipo de práctica perjudicial.

Si alguna vez no tienes claro si tienes o no un troyano, si abrir o no un documento te recomendamos hablar con tu consultor tecnológico de confianza.

¿Cómo evito el Malware?

Ahora que sabes que la descarga del malware está en tus manos, estate atento a los siguientes factores. Si detectas alguno de los siguientes parámetros, ¡ni te acerques! No cliques encima y evita a toda costa entrar en:

  • Los nombres de dominio que terminan con un conjunto extraño de letras después del punto. Si no termina con los universales (.com, .org, .es…), debe sonarte sospechoso.
  • Asegúrate de que tu sistema operativo, tus navegadores y sus complementos anti-malware estén siempre actualizados.
  • Si detectas algún funcionamiento extraño en tus dispositivos no lo pases por alto. Puede ser el indicio de malware y puede que aún estés a tiempo de eliminarlo sin complicaciones.
  • En caso de dispositivos móviles, no te bajes aplicaciones de páginas web o marketplaces que no sean los oficiales (Google Play Store o App Store). Desde los ajustes de Android, a seguridad, es posible bloquear las descargas de orígenes no oficiales.
  • ¡Cuidado con los correos electrónicos o mensajes de texto! Si desconoces su fuente, no lo abras.

¿Necesitas una consultoría tecnológica para tu empresa?

En MIB Grupo te asesoramos y nos encargamos de tu ciberseguridad mediante sistemas seguridad informática de primer nivel, para que tu información esté correctamente protegida. Pide más información sin compromiso llamando al +34 972 714 030 o mediante nuestra página de contacto:

Si estás aquí seguro que te interesa:

Por qué tu empresa de distribución necesita un ERP

Por qué tu empresa de distribución necesita un ERP

Uno no sabes que es un ERP no te preocupes. Todo el mundo del software está lleno de siglas, palabras en otros idiomas y infinidad de tecnicismos que usamos los consultores tecnológicos en nuestra jerga. Siéntate, ponte cómoda/o y en pocos minutos te vas a ir de aquí...

Por qué tu empresa necesita un software CRM

Por qué tu empresa necesita un software CRM

Implementar un software para la gestión de las relaciones con los clientes en tu empresa te va a permitir gestionar tres áreas de tu compañía: la gestión comercial, el marketing y la atención al cliente.  ¿Qué es un CRM?  Un CRM (Customer Relationship Management) es...

¿Se puede hacer un software a medida?

¿Se puede hacer un software a medida?

Hoy en día, plantearse un software a medida es una cuestión que se plantean muchas empresas a la hora de decidirse por un software. Sin embargo, surgen muchas dudas a la hora de tomar una decisión, principalmente por una de las barreras más comunes: el precio. Si bien...